DESTACADO
  • 17 de 06 del 2024
#Colombia:

#Colombia: "Expansión del Servicio Social Obligatorio en Colombia: Implicaciones para Profesionales de la Salud"

#Colombia:

El Ministerio de Salud de Colombia ha introducido un cambio significativo en el sector salud, expandiendo el alcance del Servicio Social Obligatorio (SSO) para incluir siete nuevas profesiones de la salud. La circular 00022 de 2023, que sigue a la Resolución 774 de 2022, estipula que los graduados en fisioterapia, nutrición y dietética, fonoaudiología, optometría, terapia ocupacional, terapia respiratoria y química farmacéutica deberán participar en el sorteo de plazas del SSO como un requisito para obtener su tarjeta profesional.

El SSO, también conocido como "año rural", es un requisito para aquellos que buscan trabajar en el campo médico, incluyendo médicos, enfermeros, bacteriólogos y odontólogos. Este servicio se debe realizar en comunidades desfavorecidas, tanto urbanas como rurales, o en áreas con difícil acceso a los servicios de salud. Aunque hay más graduados que vacantes disponibles, aquellos que deseen contribuir voluntariamente pueden buscar un puesto de trabajo por su cuenta.

La selección de los profesionales para el SSO se rige por un criterio de inclusión, que da prioridad a ciertas condiciones específicas como pertenecer a la población raizal, ser indígena, cabeza de familia, madre lactante, embarazada, víctima del conflicto armado o persona con discapacidad.

Sin embargo, esta expansión del SSO ha suscitado preocupaciones. Las denuncias sobre las condiciones de trabajo durante el SSO en Colombia han sido un tema recurrente, con quejas de explotación laboral, malos pagos e incluso amenazas de muerte. Esto ha llevado a la Asociación Nacional de Residentes e Internos Médicos a intervenir en apoyo de los profesionales afectados.

El Ministerio de Salud insiste en la importancia del SSO para garantizar el principio de igualdad y asegurar que las necesidades de salud en áreas desfavorecidas sean atendidas. No obstante, la realidad de quienes realizan el SSO plantea preguntas sobre la efectividad y la equidad de este sistema, así como sobre el apoyo y la protección que el Estado brinda a sus profesionales de la salud.

Este cambio en la política de salud destaca la continua lucha por equilibrar las necesidades de los profesionales médicos con las de las comunidades vulnerables, un desafío que Colombia deberá abordar para garantizar un sistema de salud justo y eficaz.